Neuroliderazgo

Afrontar la dirección de tu equipo en teletrabajo: la positividad y la creatividad, tus mejores aliados.

Los acontecimientos de los últimos meses han hecho saltar por los aires todos o buena parte de los protocolos y procedimientos de las empresas, por lo que, si tienes la responsabilidad de dirigir un equipo, sea cual sea su finalidad y nivel, estarás de una u otra forma enfrentándote a una menor presencia física y menor contacto con tus colaboradores y éstos pueden tener la sensación de recibir menos apoyo de tu parte en momentos de necesidad.

Dirigir equipos en remoto, durante el teletrabajo, comporta una serie de cambios que vale la pena revisar y que la neurociencia puede ayudarnos a asumir y a rentabilizar.

Por tu parte, como responsable de los destinos del equipo, el contacto en remoto te puede llevar a una menor posibilidad de intervenir en el desarrollo de los proyectos, lo que podría provocar antes o después una sensación de inseguridad o incertidumbre, sensaciones directamente relacionadas con el miedo a no tener el control y por lo tanto a fracasar.

Por parte de tus colaboradores, trabajar sin contar con un feedback más o menos frecuente y presencial por tu parte, los puede llevar a sentirse solos, intranquilos, sin la certeza de ir avanzando en la dirección y la forma correcta y, por lo tanto, llegando también a sentir sensaciones altamente inspiradas en el miedo.

Como he mencionado en otros artículos sobre neuroliderazgo emocional y resiliencia, el miedo activa en nuestro cerebro un sistema neuronal conocido como sistema neuronal del cumplimiento, que hace que sigamos patrones fijos de conducta, que no deja lugar a la innovación, a que modifiquemos formas de actuar, etc., lo que puede dejarnos clavados en una reiteración de errores de los que no vemos cómo salir.

Esta reacción al miedo va acompañada de estrés y entran en juego hormonas que confirman su presencia (vasopresina, cortisol y noradrenalina).

Toda esta compleja respuesta a la situación de verte solo frente a una pantalla, sabiendo que los miembros de tu equipo están también solos en sus casas, no ayuda a que puedas ejercer un mejor liderazgo y a que la empresa funcione de la forma más adecuada.

La respuesta que nos da la neurociencia es que, como neurolíderes, debemos contrarrestar ese estado neuronal de cumplimiento activando el sistema neuronal de la creatividad y el proceso hormonal que le acompaña (oxitocina, dopamina y serotonina).
Esta activación hará que las personas de nuestro equipo estén más abiertas a nuevas ideas, a que busquen soluciones diferentes y a que sean mucho más optimistas y comunicativas. Estaremos más cerca de dirigir un equipo que alcance el éxito.

¿Y, cómo se consigue eso si no podemos contactar presencialmente con ellos?

En nuestras sesiones de Neuroliderazgo emocional desarrollamos con detalle cómo podemos hacer que nuestros colaboradores activen ese mecanismo de creatividad y positividad, pero veamos ahora en resumen algunas de las acciones que podemos realizar. Las recomendaciones principales son:

Entrar en contacto frecuente con cada uno de ellos, aunque sea telefónicamente. La persona necesita sentirse parte de un equipo y en teletrabajo, tú como neurolíder eres el eslabón que mantiene unido el equipo.
Positivar las ideas de tus colaboradores, reduciendo el impacto de la negatividad que sin duda aparecerá. Hacer ver la parte positiva de toda situación o hacer pensar en el aprendizaje que podemos obtener de cada tema.
• Por último, realizar revisiones frecuentes de los temas, con ánimo de dar feedback, a ser posible positivo o de crecimiento. Con esto, por un lado, damos reconocimiento a la persona del progreso de su trabajo, por otro le hacemos ver que forma parte de un todo, de un equipo y además podemos corregir de forma aceptable posibles desvíos del objetivo.

En definitiva, la forma en que facilitemos el cambio en la situación actual de teletrabajo, cómo tomemos las decisiones, y cómo reaccionemos frente a los conflictos son factores o habilidades que un líder debe tener siempre presente, pero mucho más si nos encontramos en situación de teletrabajo. Todo ello, junto con la confianza que depositemos en nuestro equipo activará o hará más propicia la activación de todo el engranaje de la creatividad y la positividad que lleva asociada. Es en estos factores donde la neurociencia puede proveer los recursos necesarios para aportar luz.

Estos temas y otros muchos forman parte de nuestro programa de Neuroliderazgo emocional, si quieres obtener más información, contacta con nosotros. Te atenderemos con mucho gusto.

Teléfono: (+34) 931 004 674
Email: info@transformapartnering.com

Si lo prefieres, puedes dejar tus datos a través del siguiente formulario y seremos nosotros quienes contactaremos contigo a la mayor brevedad.

    Luis Santamaria – Psicólogo-Coach

     

    Si te ha parecido interesante este artículo, tal vez te resulte útil recibir otras informaciones relevantes y exclusivas que te ayuden a tomar decisiones estratégicas y a desarrollar el potencial profesional de los equipos que diriges.
    En ese caso, puedes suscribirte a nuestro boletín trimestral y te lo haremos llegar por email con mucho gusto.
    ¡Sin coste y sin compromisos! Una vez por trimestre en tu buzón de correo.